Promover a la persona, cuidar a la familia: Benigno Blanco

benignoblanco_0¿Por qué es importante la familia? ¿Qué aporte exclusivo se obtiene de ella? Usando estas preguntas básicas como línea guía, Benigno Blanco propuso en la conferencia inaugural del Univ Forum algunas ideas que ayudan a entender el impacto de la familia en la sociedad y el motivo por el cual es necesario cuidarla.

Haciendo un parangón con la generación natural, el ponente hizo ver cómo las personas necesitamos de la familia como “útero social”, como nicho ecológico de la vida, donde se aprende a reconocerse y a reconocer a los demás. Precisamente por esto, dijo Blanco, las sociedades en las que la vida ha perdido valor y ha dejado de ser un principio inviolable, son las mismas en las que la familia ha sido poco a poco diezmada y desprotegida.

Unido a esto –continuó el ponente- la familia es un espacio único en donde los seres humanos pueden aprender la solidaridad, y en donde se da el clima que mejor puede humanizar a la sociedad. Allí se da de forma espontánea la donación gratuita, totalmente opuesta a la lógica mercantil que rige el desarrollo de muchas sociedades, y que permite la constitución de lazos progresivamente más estrechos, incluso de modo intergeneracional.

Blanco afirmó que precisamente por lo invaluable que es el servicio que presta la familia al individuo, cada vez que el Estado debe sustituir esas funciones resulta ser para éste una pesada carga. La preocupación por el otro que se da dentro de la lógica familiar es “impagable”, dijo el conferenciante, lo cual ha sido demostrado incluso numéricamente, a través de estudios.

Aludiendo una vez más al tema del Univ Forum, Benigno Blanco desglosó la huella que produce la familia en diversos campos. Uno de ellos, ciertamente primordial, es que ayuda a entender la importancia que tiene cada ser humano como individuo. Una concepción amplia, rica, profunda de lo que es el ser humano llevará a apreciar mejor el papel y la importancia de la familia. Pero, al mismo tiempo, esa valoración positiva del individuo sólo puede conseguirse plenamente dentro de un núcleo familiar. En concreto, dijo Blanco, esa dualidad conceptual persona-familia es la que se ha visto debilitada en Occidente, porque desconocer una lleva necesariamente a desestimar la otra.

Las consecuencias negativas de esto último pueden ser también graves. Una muy evidente, siempre dentro del contexto occidental, es la banalización de realidades humanas tan importantes como el cuerpo y la sexualidad, que está ligado a lo que Blanco llamó el “mito moderno”: pensar que no podemos conocer verdades objetivas, o más aún, pensar que no existen. El resultado será entrar en una espiral de subjetividad que desembocará en la infelicidad de la persona, insatisfecha y sola, que al no apreciarse a sí misma tampoco valora a los demás y no puede crear un entorno amable, de amor. Es decir, una familia.

Benigno Blanco terminó su intervención haciendo una invitación a los participantes del Univ Forum para que asumieran como un reto personal la necesidad de estar preparados para ayudar a muchas personas a entender la importancia de la familia. “No estamos en un campo teórico, lo que está en juego es tan práctico como que de esto depende la felicidad de las personas”, dijo el ponente. Por eso, cada uno debe asumir la responsabilidad de influir desde su sitio, aunque parezca una tarea de poca importancia, porque si cada uno cumple su papel, aunque no se dé cuenta, contribuirá a que la historia tenga el mejor final posible.

Publicado en UnivForum