Ruta para el pacto educativo: ¿sin las familias?

Don José Antonio Marina, encargado por el gobierno de elaborar el libro blanco de la educación, ha propuesto una hoja de ruta para un pacto educativo.

Después de un análisis histórico del sistema educativo español bastante acertado, llega a la conclusión de que, para lograr el citado acuerdo educativo antes de las elecciones del 26 de junio, los partidos se deben comprometer a que, gobierne quien gobierne, se mantenga en vigor la LOMCE y mantenerla hasta que no haya otra ley de educación elaborada por consenso y que esos mismos partidos firmantes se comprometan a redactar, en un plazo de seis meses, una ley de educación que dé estabilidad al sistema educativo.

Eso sí, todo ello sin nombrar a las familias. El Foro no se cansará de pregonar que quien educa a los niños son los padres con la ayuda de los maestros. Los partidos están obligados a amparar, proteger y poner todos los medios al alcance del Estado para poner en práctica el acuerdo entre aquellos tal y como lo dice el artículo 27 de nuestra Constitución.

En el mundo de la educación, los padres tienen mucho que decir. Ellos son los primeros educadores de sus hijos. Cualquier compromiso educativo que no cuente con las familias, como primeros protagonistas del mismo, no será el pacto por la educación útil y fructífero que España necesita.

2 Comentarios

  1. JFCalderero

    Una regulación del Sistema Escolar (no me parece acertada la expresión «Sistema Educativo») que solo tenga en cuenta la opinión y las decisiones de los actores políticos sin tener en cuenta las familias, en primerísimo lugar, y de otros muchos sectores sociales es un atropello. No es una estrategia planteada deficientemente; es una atropello a la dignidad de las personas.
    Ahora bien. ¿No convendría que las familias, mediante sus asociaciones o asumiendo directamente algunas el protagonismo y el liderazgo, «cogieran el toro por los cuernos» y emprendieran la redacción de un borrador de ley orgánica que pusiera las cosas en su sitio? Si esperamos a que lo haga quien no sabe o no quiere… podemos esperar al siglo XXII.
    Saludos muy cordiales,
    JF

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies de Google Analytics para analizar el comportamiento de los visitantes de la web y ver el contenido que más os interesa, también cookies de Addtoany para permitir compartir contenido. Si sigues navegando por nuestra web entenderemos que aceptas el uso de estas cookies. Más información sobre las cookies que utilizamos en nuestra Política de cookies.