El Foro de la Familia denuncia las consecuencias de la instrumentalización de los embriones humanos

Nota de Prensa

El Foro de la Familia denuncia las consecuencias de la instrumentalización de los embriones humanos

El principio que inspira tanto a la legislación como a mucha gente no es el bien de los niños, sino el simple deseo del individuo.

“La tecnología y el desarrollo de la ciencia deben tener como horizonte y como límite el respeto a los derechos humanos y la dignidad de todos y cada uno de los miembros de la especie humana, sea cual sea su edad y fase de desarrollo”.

Madrid, 2 de diciembre de 2010.- Ante las informaciones hechas públicas por algunos medios de comunicación sobre la existencia de 50.000 embriones congelados almacenados en España, el Foro de la Familia recuerda que esta situación pone de manifiesto, una vez más, que cuando el ordenamiento jurídico, en lugar de emplearse para garantizar derechos fundamentados en la búsqueda del bien común, lo que hace es apoyar deseos o apetencias de grupos minoritarios para los que la naturaleza es una realidad manipulable según nuestros caprichos, siempre se producen consecuencias que lamentar como cuando se destruyen o ignoran los derechos de los embriones engendrados de forma artificiosa, pero que siguen siendo seres humanos.

No es el deseo de un matrimonio, ni de una pareja y menos de un hombre o una mujer que quieren tener un hijo lo que genera ningún derecho. Y la consecuencia de desnaturalizar la procreación de seres humanos son los 50.000 embriones congelados.

La existencia de clínicas de inseminación artificial demuestra que el principio que inspira tanto la legislación como a grupos de personas no es el bien de los seres humanos engendrados, sino el simple deseo de los individuos. Probablemente la satisfacción de ese deseo de los progenitores se verá empañado con la responsabilidad de sentirse engendradores de esos seres humanos congelados.

Para el presidente del Foro de la Familia, Benigno Blanco, “la fabricación de seres humanos in vitro y su posterior congelación privándoles de se derecho al desarrollo es éticamente inaceptable, y supone un retroceso en el respeto a la dignidad humana”.

“La tecnología y el desarrollo de la ciencia deben tener como horizonte y como límite el respeto a los derechos humanos y la dignidad de todos y cada uno de los miembros de la especie humana, sea cual sea su edad y fase de desarrollo”, señaló Benigno Blanco.

Más información:

Carmen González

Responsable de Comunicación

prensa@forofamilia.org

91 510 51 40 / 618 614 294

Foro Español de la Familia

www.forofamilia.org

1 Comentario

  1. Rocio

    Soy Católica no de título sino, como muchos denominarían «practicante», en definitiva católica (no creo en la existencia de católicos que no practiquen el serlo).Creo que la vocación cristiana, la tarea a la que Dios nos llama, no está reñida con los avances que haya realizado el hombre en materia científica o en cualquier otro campo. Cuando Dios llama, no siempre lo hace para seguir un camino exento de dificultades, y es por eso que hay muchas personas llamadas a ser padres y a crear una familia que se ven obligadas a utilizar este tipo de recursos para seguir el camino que Dios les pide, y que merecen todo nuestro respeto y apoyo como cristianos.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies de Google Analytics para analizar el comportamiento de los visitantes de la web y ver el contenido que más os interesa, también cookies de Addtoany para permitir compartir contenido. Si sigues navegando por nuestra web entenderemos que aceptas el uso de estas cookies. Más información sobre las cookies que utilizamos en nuestra Política de cookies.