Volver

Volver a despertarse antes de que salga el sol, con un puñado de recuerdos y anécdotas de un verano más en familia. Volver a forrar libros y a marcar la ropa de los uniformes, a sentir que un año nuevo empieza, con permiso del uno de enero.

Volver cargado de propósitos, de energía y de ideas que llevar a cabo durante el trimestre que empieza, tanto en lo personal como en lo laboral –haciendo una distinción ficticia, ya que tanto lo laboral como lo familiar forman parte de la misma esfera personal-, con nuevos objetivos en el horizonte que ir alcanzando a medida que vayamos añadiendo jerséis y abrigos en nuestro vestuario.

Vayamos a lo que nos ocupa en el Foro de la Familia. Aún no ha empezado el curso lectivo y el Gobierno de transición ya ha dejado claro tres veces que, por encima del derecho de los padres y de la libertad de enseñanza, tiene la firme intención de implantar un modelo de enseñanza único y excluyente, atacando a la red concertada y malinterpretando el deber del Estado de garantizar el derecho de todos los españoles a la Educación.

Y digo malinterpreta porque ese deber es el de asegurarse de que todos los niños en edad escolar tengan la oportunidad y los medios reales para acceder a una enseñanza obligatoria de calidad, respetando siempre la libertad de los padres (garantes del derecho a la educación de sus hijos) y la libertad de enseñanza y de creación de centros docentes. Esta concepción brilla por su ausencia en los discursos de la Ministra de Educación.

Esta materia, la de la Libertad de Educación, es la que nos han obligado a afrontar en este inicio de curso, y como el Gobierno se encargó de dar pistas antes de las vacaciones, hemos podido aprovechar el tiempo y ya estamos preparados para empezar a trabajar en este sentido siguiendo el orden de los objetivos principales del Foro.

  1. Formación. Hablemos de la Libertad de Educación. De en qué consiste el derecho a la educación. De por qué somos los padres los garantes de este derecho y los responsables de nuestros hijos, de por qué podemos delegar a los poderes públicos parte de nuestro derecho y obligación para así llegar a donde quizá solos no podríamos.
  2. Difusión. Volvemos a los medios de comunicación, para que todo lo que se ha hablado en el punto anterior pueda llegar a más lugares, a más familias. Volvemos a las redes sociales, donde no hay filtros ni cortes interesados pero sí muchas personas que, tras la máscara del anonimato, tiran piedras como los chiquillos que rompían cristales y luego echaban a correr. Sigamos siendo firmes, razonables, educados, hablando de ideas con argumentos, abiertos a debates constructivos, siempre respetuosos con la dignidad de todas las personas a la par críticos con las ideas y los actos. Volvamos a recordar que la discriminación surge cuando no se respeta a la persona en sí misma, y no cuando emitimos juicio sobre ideas o actos.
  3. Acción. Volvemos a reunirnos con todos los implicados en la defensa de la Libertad de Educación, con los partidos políticos para presentar peticiones y propuestas, con personas dispuestas a ayudar por toda España. Llevaremos a cabo si es necesario acciones conjuntas para que la bola de nieve ideológica no siga cayendo por la ladera de la educación de nuestros hijos.

Volver. Las veces que haga falta. Porque la Familia merece la pena, porque venimos de ella y siempre volvemos a ella, porque para la promoción y defensa de los valores familiares hacen falta personas sin intereses particulares relacionados con la causa.

Bienvenidos al nuevo curso, feliz vuelta al colegio, seguimos a tu entera disposición.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies de Google Analytics para analizar el comportamiento de los visitantes de la web y ver el contenido que más os interesa, también cookies de Addtoany para permitir compartir contenido. Si sigues navegando por nuestra web entenderemos que aceptas el uso de estas cookies. Más información sobre las cookies que utilizamos en nuestra Política de cookies.